fbpx

Rejuvenecimiento Facial

Tratamientos Faciales

Existen diversos tratamientos estéticos para solucionar los aspectos de nuestro rostro que nos incomodan: Manchas, acné, arrugas, flacidez, entre otros. En muchas ocasiones, no sabemos ni qué tratamientos existen, ni cuál puede ser el más apropiado para nuestra edad o tipo de piel.

Pues bien lo primero es que debes acudir a tu cita de valoración para que nuestro equipo de especialistas, entendiendo tus necesidades y expectativas, pueda indicarte el tratamiento que más te convenga.  Te invitamos a explorar nuestros tratamientos faciales.

Plasma Rico en Plaquetas

Las inyecciones con plasma son ricas en plaquetas que utilizan las propiedades regenerativas y curativas de las plaquetas concentradas. Estas plaquetas tienen la capacidad de liberar factores de crecimiento, moléculas que llevan la información genética para desarrollar los mecanismos de regeneración de la piel.

El plasma tiene la capacidad de blindar las células de nutrientes, minerales, vitaminas y elementos vitales para la salud. Por eso, es que estas inyecciones son proporcionadas para personas que desean rejuvenecer la piel de la cara, espalda, manos y escote.

El tratamiento permite que los pacientes:

Logren conseguir una mejor textura, luminosidad y densidad en su piel. Así como la disminución de manchas marrones ocasionadas por los rayos UV y el enrojecimiento.

Reduzcan arrugas y líneas de expresión.

Mejoren la apariencia de las cicatrices del acné.

Aumenten la síntesis o la regeneración de fibras elásticas de la piel.

Es una preparación plasmática (componente de la sangre) en que están concentrado las plaquetas. El PRP (plasma rico en plaquetas) se usa como fuente de crecimiento, que permiten la regeneración tisular. Por lo tanto, el PRP estimula la regeneración de la microvasculatura y la formación de nuevas fibras de colágeno y a su vez recupera la apariencia juvenil de piel.

El Plasma rico en Plaquetas se prepara a partir de la sangre del paciente; es decir, una preparación autóloga, que evita los riesgos de rechazo o enfermedades infecciosas.

Como es un tratamiento basado en la sangre del paciente, no hay riesgos de reacciones alérgicas, rechazo, toxicidad o transmisión de enfermedades. No obstante, existen unas contraindicaciones, las cuales son:

  • Trastornos hematológicos.
  • Infecciones concurrentes.
  • Inmunosupresión.
  • Tratamiento con quimioterapia.
  • Condiciones médicas crónicas mal controladas.

Estado de embarazo o lactancia.

Si bien el procedimiento reacciona distinto en cada piel, lo habitual en la mayoría es un enrojecimiento cutáneo leve al concluir con el proceso. Así mismo, el paciente sentirá un hormigueo, presión, calor o rigidez debajo de la piel. No hay de qué preocuparse, ya que estos son indicadores que confirman que el PRP cumple con su objetivo. Estas sensaciones no deberían sobrepasar las 24 horas.

Si las inyecciones fueron aplicadas alrededor de los ojos, o en pliegues más profundos, las condiciones cambian un poco, ya que son áreas más sensibles, por lo que la hinchazón ya mencionada puede durar por tres días.

Antes de retomar rutinas de ejercicio o recibir la luz del Sol, es preferible dejar que el Plasma Rico en Plaquetas complete su proceso regenerativo, ya que requieren delicados y complejos factores de crecimiento. Se recomienda durante dos días no exponerse a la luz del Sol, usar protector solar y evitar productos fuertes para el cuidado facial.

El dolor es el mismo al proceso de sacar sangre, luego de eso se sientes algunos pinchazos suaves para aplicar el PRP. No necesita anestesia.

Los 30 años son un punto estándar para prevenir el envejecimiento y revertir cualquier secuela, así como para empezar el tratamiento.

Se debe reducir el consumo de cafeína, alcohol y el uso de anticoagulantes y aspirinas. Por otra parte, el consumo de agua antes y después de tratamiento es de gran ayuda.

Desde el primer día del tratamiento se reflejan los resultados, después de 20 o 30 días se notará el resultado final.

Los resultados pueden durar hasta 1 año, sin embargo, el especialista es quien te aconsejará cada cuanto puedes realizar el procedimiento dependiendo de tu tipo de piel.

Cuidar la piel con protector solar es primordial para mantener los avances alcanzados, como también tener una rutina de limpieza donde se limpie profundamente y se hidrate.

Al ser un tratamiento autólogo, existen pacientes que demuestran un leve enrojecimiento, picazón o hinchazón en la zona afectada, sin embargo, desaparecerá al cabo de unas horas.

Es un tratamiento ambulatorio por lo que no requiere tiempo de recuperación. El paciente puede retomar sus actividades cotidianas luego de la cita. Sin embargo, se recomienda durante las primeras 24 horas después del procedimiento no acudir al gimnasio, hacer ejercicio, ir al sauna o utilizar maquillaje.

 

Testimonios

ANTES Y DESPUES

WhatsApp chat